21 de abril de 2010

¿Globalizarnos a medias? No, gracias.

Tengo la sensación de que el mundo evoluciona constantemente hacia la globalización en lo referente a la operativa mercantil, con empresas de todos los países haciendo negocios entre ellas, y con medios de comunicación que nos permiten comunicarnos con una facilidad que nunca habíamos imaginado entre cualquier punto del mundo, pero que la globalización no ha llegado al entorno legislativo y jurisdiccional.
Las leyes y la resolución de conflictos legales siguen siendo esencialmente locales. Y algo no encaja.
Compramos y vendemos alegremente en todo el mundo, pero cuidado con que el cliente no nos pague o nos exija cualquier tipo de responsabilidades, porque el follón en el que nos vamos a meter será de órdago.
¿Lo tenemos en cuenta cuando hacemos negocios internacionales?
¿Están trabajando los políticos en ese sentido?
El mundo ha de ser global en todo, si queremos que la globalización sea positiva.
Como con el embarazo, o se está globalizado o no. No podemos estarlo a medias.

Comentario: