25 de abril de 2011

Panorama económico global desde la perspectiva de la Bolsa

De tanto en cuanto encuentro un rato para meditar la situación de la economía mundial desde la perspectiva de la Bolsa. Hoy he podido hacerlo, aprovechando el lunes de Pascua.

Creo que el mundo puede dividirse en cuatro grandes bloques económicos, cuyas perspectivas económicas difieren sustancialmente.

1) El primer bloque, el que mejor está y tiene mejores perspectivas de futuro, es ASIA.

Dicho bloque, que incluye dos continentes: Asia y Oceanía, tiene dos países de referencia: China y Japón, e incluye India y el resto: Corea del Sur, Taiwan, Australia, etc.

En general son países que crecen con fuerza y donde no se habla de crisis. Países sin déficit público, o pequeño en relación con su PIB, y con un futuro brillante. En especial China e India. La excepción podría ser Japón. Y más ahora que sufre las consecuencias del desastre encadenado que han sufrido.

Es el área económica de moda. En el futuro deberán gestionar los desequilibrios que pueda producir ese crecimiento, pero el presente es positivo.

2) AMERICA.

Una zona que crece, aunque de un modo más moderado, y que tiene unas estructuras económicas flexibles. Su mayor problemas es las desigualdades estructurales que sufren algunos países. Las locomotoras son USA en el Norte y Brasil en el Sur. Aunque no hay que olvidar a Canadá y a México.

Los Estados Unidos se van recuperando de la gran crisis, pero lentamente. El déficit público es una losa. El dólar débil les ayuda a todos ellos. Quizás excepto a Venezuela, básicamente exportador de petroleo. las materias primas están favoreciendo a los países del Sur (Argentina, Chile, Perú…)

3) EUROPA

Es el área que peor está. Bajo o nulo crecimiento y grandes déficit públicos. Y el euro por las nubes, lo que no deja de ser una contradicción. En los dos extremos del área podemos hablar de Alemania, en lo positivo, y de España en lo negativo.

4) Por último están todo el resto de países digamos NO ALINEADOS, usando un término típico de la época de la guerra fría.

Me refiero a Rusia y los países árabes y a toda Africa. En general son países con bajos niveles de crecimiento, basados siempre en las materias primas, y en especial el petroleo. Ahora están sufriendo una revolución política, lo que incide aún más en el encarecimiento del petroleo y del resto de materias primas.

En cualquier caso, estamos en un momento de reubicación económica mundial. los bloques, el papel de los países, está en un proceso de redefinición. Y ello genera un plus de incertidumbre, que se plasma en hechos como que el precio del oro esté en las nubes. Creo que tomará algún tiempo hasta que e panorama se aclare, y se definan los nuevos papeles. De nada ayuda que aparezcan los consabidos “cisnes negros” que ahora parece que están detrás de cada esquina. El mundo necesita un período de tranquilidad, y pronto. Sólo así se asentará la sensación de haber dejado atrás la crisis.

Comentario: