17 de diciembre de 2014

La gran caída, preludio de la gran oportunidad

Las bolsas han caído con fuerza y las carteras se anotan pérdidas o una drástica reducción de las rentabilidades. Arreglar 2014 no será fácil. De hecho, será imposible, creo. Pero sí que se puede entrar con buen pie en 2015, atreviéndose a comprar bolsa ahora que los precios han caído a niveles más bajos. En especial bolsa europea, en la medida que se recuperen los beneficios, y en especial en sectores favorecidos por la caída del precio del petroleo y en empresas con buena exposición a ventas en dólares.

Comentario: