30 de enero de 2015

Quo vadis América?

Que el mundo está cada vez más globalizado y por tanto cada vez más interrelacionado es un hecho irrefutable. Por ejemplo, ahora que el cambio dólar/euro se ha inclinado a favor del dólar, estamos viendo una mejora de perspectivas en la economía europea como consecuencia de la mejora de la posición exportadora, pero me está empezando a preocupar el impacto que pueda tener en su contrario: las empresas norteamericanas. ¿Puede ello afectar a las perspectivas de crecimiento de EEUU y por tanto hacer caer las bolsas estadounidenses?

¿Es que los inversores no podemos estar un minuto tranquilos?

Comentario: