1 de abril de 2020

COVID19: ¿la gran purga que necesitaba la economía mundial?

Puede resultar chocante lo que voy a decir, pero es una perspectiva positiva que quizás tenga esta crisis. Se trata de la siguiente tesis: ¿y si este inesperado y radical fenómeno que estamos experimentando fuera como una enorme PURGA global que limpiara la economía de todo el mundo y a todos los niveles, acabando con los malos hábitos de los consumidores y con las empresas y gobiernos más débiles?

Si fuera así, y a lo mejor es así, pasada la crisis tendríamos, en el medio/largo plazo, un mundo económicamente más fuerte y quizás más sostenible y más equitativo, más socialmente responsable.

Vuelvo a decir que puede sonar a utópico, pero creo que es un escenario plausible.

Desde el punto de vista empresarial, esta crisis hará desaparecer a muchas empresas, pero no desaparecerán las empresas. Seguirán habiendo startups, pymes y grandes empresas. Pero solo quedarán las más fuertes, las mejor capitalizadas, las mejor planteadas, las que tengan mejores accionistas, directivos y empleados, las que estén más unidas y sean más productivas. ¿Es eso malo? No, al contrario. Las que queden podrán expandirse más rápido, sin tener que sufrir la competencia de las más débiles, que ralentizaba su crecimiento.

Puede ser una especie de depuración, de selección natural de las empresas. Que no quiere decir que sobrevivan las más grandes, sino las mejores, que no tienen por qué ser las más grandes.

Y la economía global, una vez purgada, puede crecer más y mejor, lo que redundará en beneficio de los ciudadanos y de los gobiernos.

Es el viejo dicho de que «no hay mal que por bien no venga» que hemos oido  a nuestros abuelos.

Ojalá.

  1. Charo dice:

    Yo estoy convencida de que es así. Pero es políticamente incorrecto decirlo.

  2. pacolopez dice:

    Hemos de verlo en positivo. Y asumirlo, aunque no guste.

Comentario: